Salvia para combatir los cólicos menstruales

La salvia se convierte en un gran remedio para los dolores menstruales y sus molestias en general

Si la traducción literal del latín para la palabra salvia es “curar“, podrás hacerte una idea de cuánto beneficiosa debe ser la salvia.

La salvia es un típico arbusto de parques y jardines mediterráneos, que se caracteriza por un aroma intenso y por sus propiedades terapéuticas y culinarias.

Su planta presenta hojas ovales y flores violáceas en forma de racimo, de aspecto bastante similar a la lavanda, aunque poco tenga que ver con ella.

Aunque la salvia puede confundirse con la lavanda, sus propiedades medicinales y culinarias son distintas

La salvia como remedio para los dolores menstruales

La salvia tiene efecto diurético, antiinflamatorio, antiespasmódico, astringente, antiséptico, cicatrizante, desinfectante… Su consumo reduce la inflamación de las vías respiratorias altas, el dolor de garganta, mejora la salud cutánea, regula el ciclo menstrual…

Con todos esos efectos medicinales, o al menos sanadores, la salvia se convierte en un buen remedio natural con el que combatir los efectos de la menstruación.

La salvia actúa reduciendo los dolores propios del periodo y otros malestares que suelen acompañarlo: dolor de cabeza y lumbar, retención de líquidos e irritabilidad.

Para ello, prepara una infusión y toma dos o tres tazas diarias, durante la semana previa a que llegue la odiada regla.

Puedes comprar salvia en herboristerías o tiendas de productos ecológicos.

Te sorprenderá que, entre las variadas propiedades que vienen con esta planta, la Salvia resulta muy eficaz contra los sofocos y la excesiva transpiración nocturna durante la menopausia.

La salvia es el mejor remedio natural contra los dolores menstruales y otras molestias de la regla Click to tweet

Contraindicantes de la Salvia

Aunque la salvia sea completamente natural y un regulador del ciclo menstrual, está contraindicada para mujeres con tumores mamarios hormonodependientes y para las que sigan un tratamiento hormonal sustitutivo de estrógenos.

Tampoco se recomienda a las embarazadas, por dar lugar a malformaciones fetales y por su efecto emenagogo, que estimula el riego sanguíneo en la zona pélvica, fomentando la menstruación y llegando a inducir abortos involuntarios.

Si eres diabética, lo más recomendable es que consultes con tu médico, por si existe contraindicaciones con alguno de tus medicamentos.

Descubre más plantas con superpoderes y otros remedios naturales sustitutos de medicamentos en Te lo cuento Magazine.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ernesto Barrachina Rubio como responsable de Telocuento Magazine te informa que la finalidad de los datos solicitados es gestionar los comentarios realizados, con la legitimación que proporciona el consentimiento de la persona interesada. Estos datos no se comunican a nadie, y se conservan mientras no se solicite su supresión. Los datos facilitados estarán ubicados en los servidores de Raiola Networks (nuestro proveedor de hosting), ubicado en la UE con los niveles de protección adecuados según Comisión de la UE. Ver política de privacidad de Raiola: https://raiolanetworks.es/wp-content/uploads/Politicadeprivacidad.pdf. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos a través del correo hola@telocuentomagazine.com, y tienes derecho a presentar una reclamación ante la autoridad de control. Puedes consultar información adicional y má detallada sobre Protección de Datos en esta página web, así como consultar nuestra Política de Privacidad.

Tu comentario quedará pendiente de moderación por parte de la redacción. Vuelve en dos o tres días para ver nuestra respuesta y tu comentario publicados. ¡Muchas gracias por comentar! ☺